EU - ES

«¡Corta, Toch, corta!»

Una canasta de Toch Sarr a pase de Lara González, a menos de dos segundos para el final del duelo ante el Durán Maquinaria Ensino, permitió al IDK Gipuzkoa lograr su primera victoria de la temporada. En ese momento, el marcador señalaba un 57-58 en contra y era la última oportunidad para ganar. Así se gestó la jugada, contado por la propia Toch y por Azu Muguruza.

Quedaban tres segundos y medio y Lara González se disponía a sacar bajo la canasta del Durán Maquinaria Ensino. «Normalmente es una situación para que se abran dos exteriores y encuentren un tiro cómodo», comenta Azu, que sin embargo pensó rápidamente en otra posibilidad: «En ese momento te iluminas y le gritas a Toch que corte porque la opción estaba ahí. Yo no sé si me estaba oyendo o no, porque no se giraba, pero cuando corta y la mete pienso: No sé si me ha oído o no, pero lo ha hecho».

La propia Toch cuenta que «sí» escuchó a Azu. «Hay que escuchar a la entrenadora, que hay veces que hacemos como que no la escuchamos, sobre todo yo», bromea. La pívot senegalesa reconoce que era una jugada que Lara y ella han hecho «muchas veces en los entrenamientos», pero que no pensaba ponerla en práctica en ese momento: «Yo iba a hacer un buen bloqueo para que pudiera tirar Mehryn, pero oí a Azu gritar corta, Toch, corta, y eso hice. Vi un pequeño espacio y dije: Allá voy».

A Toch no le dio tiempo «ni a pensar»: «Era coger el balón y subirlo para tirar porque quedaban tres segundos y pico. Pero fueron larguísimos porque dio tiempo a canasta, tiempo muerto y defensa». El buen entendimiento entre las dos compañeras de equipo fue clave: «Llevamos muchos años jugando juntas. Dice que me vio cortar y me pasó con fuerza. Mi único miedo era perder el balón».

El triunfo ha sido «muy importante» para el vestuario: «Llevábamos cuatro partidos seguidos perdiendo y ganar con una canasta al final… no se puede pedir más. Estamos muy contentas. Lo necesitábamos, nos ha dado más confianza, queríamos empezar bien una semana».

Azu valora la victoria y la actitud del equipo durante los 45 minutos: «Hubo de todo. La lectura positiva es que el equipo supo estar pese a las dificultades. Lo sacamos. Cuando ganas así, la alegría en el momento es increíble. El equipo se aferró al partido y estaba centrado, sólido en defensa. Lo más importante era conseguir la primera, tiene que servir para que se quiten esa mochila de no ganar y no meter. Ahora las jugadoras tienen que pensar en soltarse en el campo y jugar más tranquilas».