EU - ES

Onintza Aduriz deja el basket «convencida, feliz y en el mejor momento posible»

Onintza Aduriz ha anunciado hoy, en una rueda de prensa en el Restaurante La Perla, su decisión de dejar el baloncesto profesional después de una trayectoria de diez años en el IDK Gipuzkoa, club al que llegó en 2009 y del que se despide como una jugadora histórica, difícil de sustituir por todo lo que ha aportado tanto dentro como fuera de la cancha, y como un ejemplo para las futuras integrantes del equipo guipuzcoano.

Gracias por estar hoy aquí el día en que anuncio mi despedida del baloncesto profesional. Ha sido una decisión muy meditada y muy difícil de tomar, pero la he tomado totalmente convencida, feliz y en el mejor momento posible”, ha comenzado diciendo Onintza, rodeada de sus compañeras de equipo, integrantes del club, amigos y familiares, en una rueda de prensa que ha sido muy emotiva y en la que apenas ha podido contener las lágrimas.

Onintza, de 28 años, ha recordado sus inicios en el colegio Jesuitinas y su formación en el Bera Bera antes de recalar en 2009 en el IDK Gipuzkoa, entonces denominado UPV. Cuatro años en Liga Femenina 2 hasta conseguir “el ansiado ascenso a Liga Femenina 1 (actual Liga Dia)”. “En esa época conocí a muchísima gente muy importante para mí como Arantxa Novo, Iulene Olabarria, Toch Sarr o Raquel Herrera y jugué con compañeras de siempre como Laura, Leire o Eunate. La etapa más reciente han sido los seis años en Liga Dia, primero con objetivos humildes y luego con grandes logros como la clasificación para la Copa de la Reina o el play-off”.

He crecido con el IDK Gipuzkoa y el club conmigo”, ha destacado la donostiarra, para quien “hay tres aspectos que hacen que este club sea diferente y único: apuesta real por la gente de la casa, facilitar el compaginar la vida personal con el equipo: estudios, trabajo, embarazos… y seleccionar personas, además de jugadoras. Esto es el verdadero ADN del IDK, que hace que sea inimitable”.

Esta temporada Onintza ha compaginado los entrenamientos y los partidos con su trabajo en la Clínica Sannas de Pamplona, donde reside. “Ha sido una temporada entre la clínica, la carretera y el Gasca. No ha sido sencillo, pero estoy feliz de haber podido disfrutar de una última temporada con el club de mi vida”.

La histórica jugadora del IDK Gipuzkoa ha querido dar las gracias a la afición, “cada vez más numerosa”, a IDK Elektronika “por apostar de corazón por el proyecto”, a Eva González, ex entrenadora ayudante, a los actuales integrantes del cuerpo técnico y a la directiva, encabezada por Carmen Muguruza, “y a Azu, por confiar siempre en mí y haberme convertido en una jugadora que ni soñaba con llegar a ser”.

A partir de ahora contáis con una aficionada más que estará en la grada gritando Este equipo nunca se rinde. Muchas gracias de corazón”, se ha despedido Onintza.

Onin deja un legado impresionante”

Carmen Muguruza, presidenta del IDK Gipuzkoa, ha realzado los valores personales y profesionales de Onintza: “Estos días repasábamos sus números y son impresionantes. Debutó con 18 años, ha estado diez temporadas con nosotras, 282 partidos… pero lo que deja Onin es un legado impresionante que ahonda muchísimo en su compromiso, su lealtad y su criterio dentro y fuera de la pista. Gente como Onin hace que el trabajo de entrenadores y directivos cobre mucho más sentido. Ella ha marcado un camino que nos gustaría que muchas niñas guipuzcoanas siguiesen. Gracias por haber representado nuestros valores, esperemso que nuestros caminos sigan juntos”.

Azu Muguruza, por su parte, destacó que Onin empezó a entrenar con el primer equipo “con 16 años”: “Es un orgullo que una niña se haga jugadora y persona como lo ha hecho ella. Es de esas jugadoras que cuesta despedirte, lo que va a dejar en mí es mucho más que una jugadora, va mucho más allá. Estoy orgullosa de que tengamos jugadoras así. Espero que las que siguen intenten hacer lo mismo que hacen Onin y Iulene. Le vamos a echar más de menos en el plano humano por su carácter y su forma de ser”.

Onintza en datos

Su primera temporada en el IDK Gipuzkoa fue la 2009-10, cuando el club militaba en Liga Femenina 2. Debutó con 18 años, el 3 de octubre de 2009, cuando el IDK Gipuzkoa, entonces denominado UPV, visitó al Alvargómez en Guadalajara.

En total ha jugado 10 temporadas en el primer equipo, 4 de ellas en Liga Femenina 2 y 6 en Liga Dia. En total ha disputado 282 partidos y solo se ha perdido 3 por lesión o enfermedad. Llegó a jugar 197 partidos seguidos desde diciembre de 2011 hasta el pasado 13 de enero, cuando no pudo jugar en Zaragoza por una gripe.

De los 282 partidos que ha jugado, 117 han sido en Liga Femenina 2 y 165 en Liga Dia. En total ha estado en cancha 6.350 minutos.

Ha disputado 4 fases de ascenso a Liga Dia, consiguiendo subir al cuarto intento. En Liga Dia ha jugado 3 Copas, 3 play-off y 1 Supercopa.